Primeras conclusiones científicas del triatleta en ciernes

A lomos de ese Delorean del ciclismo mundial que es mi bici...

Esto marcha… a su manera. Es la conclusión principal después de la primera semana de entrenamiento para el triatlón y del inicio de la segunda. La primera terminó con unos 50 kilómetros de bicicleta, 1800 metros de nado y 10 kilómetros de carrera contínua, en días alternos, como quien dice.

Después del domingo tenía claro que llegaba lo bueno, la consagración. Es algo así como con los cantantes. Si el segundo disco es el más difícil, los segundos siete días de preparación parecen ser los más complicados. De momento, eso sí, puedo confesar que me he crecido. El lunes, 2300 metros de piscina con series de mucho sprint y este martes otros 50 kilómetros de bici en la Casa de Campo y reconociendo el terreno. Siento las piernas, que ya es algo, y me parece que me dicen que esto marcha… a su manera, insisto.

Salud y menottismo para todos… para mi bici también!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: